Descripción general

La psicoterapia es un término general para el tratamiento de los trastornos de la salud mental que consiste en hablar con un psiquiatra, psicólogo u otro tipo de profesional de salud mental.

Durante la psicoterapia, aprenderás acerca de tu enfermedad y tus estados de ánimo, tus sentimientos, tus pensamientos y tus comportamientos. La psicoterapia ayuda a aprender cómo tomar el control de tu vida y responder a situaciones exigentes mediante estrategias saludables para hacer frente a desafíos o situaciones.

Existen muchos tipos de psicoterapia, cada una con su enfoque. El tipo de psicoterapia que es adecuada para ti depende de tu situación particular.

Por qué se realiza

La psicoterapia puede ser útil para tratar la mayoría de los problemas de salud mental, lo que incluye lo siguiente:

  • Trastornos de ansiedad, como el trastorno obsesivo compulsivo (TOC), las fobias, el trastorno de pánico o el trastorno por estrés postraumático (TEPT)
  • Trastornos del estado de ánimo, como la depresión o el trastorno bipolar
  • Adicciones, como el alcoholismo, la drogodependencia o la ludopatía
  • Trastornos de la alimentación, como la anorexia o la bulimia
  • Trastornos de personalidad, como el trastorno límite de la personalidad o el trastorno dependiente de la personalidad
  • Esquizofrenia u otros trastornos que provocan la desconexión con la realidad (trastornos psicóticos)

No todas las personas que se benefician de la psicoterapia están diagnosticadas con una enfermedad mental. La psicoterapia puede ayudar con una cantidad de preocupaciones y conflictos de la vida que pueden afectar a cualquiera. Por ejemplo, puede ayudarte a lo siguiente:

  • Resolver conflictos con tu pareja o con otra persona en tu vida
  • Aliviar la ansiedad o el estrés por cuestiones laborales u otras situaciones
  • Enfrentar cambios importantes de la vida, como el divorcio, la muerte de un ser querido o la pérdida de un trabajo
  • Aprender a controlar las reacciones no saludables, como agresiones por cuestiones de tráfico o el comportamiento pasivo-agresivo
  • Asumir un problema de salud físico grave o progresivo, como diabetes, cáncer o dolor a largo plazo (crónico)
  • Recuperarte de un abuso físico o sexual o de presenciar actos de violencia
  • Afrontar los problemas sexuales de causa física o psicológica
  • Dormir mejor, si tienes problemas para conciliar el sueño o para permanecer dormido (insomnio)

En algunos casos, la psicoterapia puede ser igual de efectiva que los medicamentos, como los antidepresivos. Sin embargo, dependiendo de tu situación específica, la psicoterapia sola puede no ser suficiente para aliviar los síntomas de una enfermedad de salud mental. También puedes necesitar medicamentos u otros tratamientos.

Por ejemplo, en el caso de los pacientes que están bajo tratamiento de Estimulación Magnética Transcraneal, puede ser de gran utilidad que lleven a la par un tratamiento psicológico, (además de medicamentos si el psiquiatra así lo recomienda), y esto hará que se obtengan resultados de manera más rápida y efectiva.

Abrir el chat